Las comunidades de vecinos también deben cumplir con la LOPD

La obligación de inscripción de ficheros en el registro de la Agencia Española de Protección de Datos

Información

La finalidad de la Ley Orgánica 15/2007 del 15 de diciembre de Protección de Datos de carácter personal es proteger los datos de las personas físicas. El derecho fundamental a la protección de datos es el que permite al ciudadano decidir sobre qué informaciones quiere que se reflejen sobre él. Esto se refrenda en el R.D 1720/2007 que desarrolla la mencionada Ley.

Para proteger los datos que nos identifican la Ley establece una serie de obligaciones a todos aquellos que utilizan datos personales de terceros, como por ejemplo las comunidades de propietarios.

Cómo te afecta

Las comunidades de propietarios disponen de datos personales de los propietarios de cada uno de los pisos. Entre estos datos, necesarios para la gestión de la comunidad, se incluyen los nombres, números de DNI, números de teléfono, cuentas bancarias y por supuesto, las direcciones. Esta información permite, por ejemplo, efectuar cargos en las cuentas bancarias de los propietarios para su contribución a los gastos acordados. Asimismo, en los supuestos que la comunidad tenga empleados, la comunidad dispondrá de sus datos personales con el fin de formalizar el contrato de trabajo y las obligaciones con la Seguridad Social. La comunidad también puede acceder a datos personales de proveedores o de vecinos que no sean propietarios, es el caso de los inquilinos.

Por ello, la Ley impone a la comunidad la obligación de:

  • Por un lado, la inscripción de los ficheros
  • Por otro lado, la redacción del Documento de Seguridad que recoja las medidas adoptadas para salvaguardar la seguridad e integridad de los datos.
  • La redacción de las cláusulas y contratos legales a los que le obliga la ley. En este sentido cobra gran importancia la existencia del contrato de Encargado del Tratamiento entre la Comunidad y el propio Administrador.
  • Los procedimientos de respuesta ante ejercicio de derechos por parte de afectados
  • La actualización permanente de la documentación, etc…

Cada vez son más numerosos los ejemplos en los que una denuncia termina en fuertes sanciones a Comunidades de Propietarios. A título de ejemplo encontramos las RESOLUCIONES R/00285/2005 y  R/01287/2008 de la AGENCIA ESPAÑOLA DE PROTECCION DE DATOS, en la que se imponen sanciones tanto a la Comunidad como al Administrador de Fincas.